lunes, 31 de mayo de 2010

Palabras, palabras

Si alguien quiere saber de qué va este blog, la investigación y el libro, pero no tiene ganas de leer, acá les va un buen resumen, en formato "nube de palabras".


created at TagCrowd.com

viernes, 28 de mayo de 2010

Señor de los peajes

Son un montón de siglas. Pero puede resumirse del siguiente modo: una comisión del Congreso impulsada por la CC y la UCR revisó los informes de la AGN, que auditó al Occovi y al APE, en base a datos de la SIGEN. Y recomendó acompañar las conclusiones a la Justicia penal.

Traducción: Claudio Uberti, más problemas suenan a tu puerta.


Resulta que los legisladores de la oposición revisaron las auditorías efectuadas sobre las cuentas y la labor del órgano (Occovi) que dirigía Uberti cuando no estaba en Venezuela o armando los negocios bilaterales ahora también bajo sospecha.

El saldo del estrecho colaborador del ministro de Planificación Federal, Julio de Vido, resultó patético o preocupante, según cómo se mire: irregularidades en los procesos de renegociación de las concesiones viales, incumplimientos totales de los contratos, funcionarios públicos inhallables.

Una frase al pasar de la SIGEN, por ejemplo, consigna que durante la gestión Uberti, las empresas concesionarias: "Registran incumplimientos en obras adicionales, complementarias y mejorativas que en muchos casos son del 100 por ciento".

Pregunta, ¿los incumplimientos se debieron a la incompetencia o negligencia de Uberti y sus colaboradores? ¿O al dolo de quien ganó el apodo insidioso de "el señor de los peajes" de quienes no lo querían, dentro y fuera del propio Gobierno?

pd: más datos, acá.

jueves, 27 de mayo de 2010

Excremento 007

“Te quiero hablar de la grandeza de la relación entre Argentina y Venezuela y tú sigues insistiendo en el excremento”, le espetó el presidente bolivariano Hugo Chávez al periodista radial, ya algo hastiado de sus preguntas, centradas en el "maletinazo".

“Ustedes siguen hablando de la maldita maleta, de los Antonini, que es un agente de la CIA, compadre”, argumentó. "Yo lo que te llamo es a la reflexión, [pero queda por ver] si ustedes pueden mirar lo esencial, pero no es mi decisión".

¿Qué es lo "esencial", según el mandatario venezolano? Los vínculos crecientes entre la Argentina y su país durante los últimos años, que generó mayor riqueza, nuevos empleos en ambos países, mejores ingresos fiscales y vínculos más fraternales.

Y todo eso es cierto. Pero la validez de eso tampoco quita que la relación bilateral registre traspiés y algunos aspectos a mejorar. Entre ellos, la transparencia. O para ser más preciso: reducir la corrupción rampante.


Algunas preguntas abiertas que Chávez esquivó incluyen:

- ¿Cómo logró Antonini subirse al avión? ¿Quién lo invitó? ¿Argentinos o venezolanos?

- ¿Cómo logró Antonini meter una valija (o dos) repletas de dólares en un avión al que subió a último momento, saliendo de un país con un durísimo control de cambios?

- ¿Cómo logró Antonini ingresar a la Casa Rosada apenas 60 horas después del decomiso de la valija con la que, en teoría, engañó y sorprendió a los mismos funcionarios con los que luego se codeó en el acto oficial?

- ¿Cómo logró Antonini cenar en el exclusivo restaurante Rosa Negra con algunos de los mismos ejecutivos de la petrolera PDVSA con los que voló en el avión de "Presidencia Argentina", después del acto en la Casa Rosada?

- ¿Cómo logró Antonini que el jefe de la inteligencia venezolana (Disip), Henry Rangel Silva, lo llamara a su teléfono dos veces y le prometiera el sol, la luna y todo lo demás que él quisiera a cambio de que asumiera la valija como propia?

La lista de preguntas aún abiertas es mucho más larga, pero creo que con estas sirven de muestreo. O Antonini es un excremento muy resistente o es un espía premium o la historia es muy incómoda para la Argentina y Venezuela.

Por algo es que, casi tres años después del decomiso de aquella valija, Antonini se mantiene como un maldito fantasma omnipresente para los Kirchner y para Chávez.

miércoles, 26 de mayo de 2010

La laaarga siesta charrúa

Y de repente, los uruguayos se despertaron de su tranquila y laaaarga siesta judicial.

Ocurre que ahora parece que una fiscal pidió citar a un testigo para preguntarle algunas cosillas sobre la operatoria comercial en Montevideo que tuvo a Guido Alejandro Antonini Wilson como uno de los protagonistas.

Los otros protagonistas son más o menos conocidos. Entre otros, Norberto Barcos (su amigo y abogado que hace un par de semanas declaró en la Argentina), Franklin Durán (su ex socio y compadre que la Justicia estadounidense condenó por actuar como agente encubierto venezolano en Florida) y Alejandro Lagrenade (el rostro visible de Umissa, la empresa que acordó construir casas prefabricadas a cambio de más de US$ 150 millones de la petrolera estatal venezolana PDVSA).

Alejandros. Antonini y Lagrenade.

Ahora bien, ¿qué quieren saber los investigadores uruguayos a tan sólo 2 años y medio del "maletinazo" y más tiempo aún desde que se firmó el contrato de Umissa? (Nótese la fina ironía con que aludo a la celeridad charrúa para investigar cuando de $$$$ se trata).

Pues tras una denuncia radicada por legisladores de la oposición en noviembre de 2008 (apenas un año y medio atrás), quieren revisar por qué y para qué viajó Antonini a Uruguay, quiénes negociaban con él y si había interlocutores desde el gobierno del entonces presidente Tabaré Vázquez, entre otros puntos.

Aclaración: en Uruguay hubo otra puja tribunalicia, pero fue entre Durán y Lagrenade. El primero lo acusó de quedarse con US$ 18 millones que eran de él; el segundo acordó pagarle cerca de US$ 2,4 millones. Cierre del pleito

pd: más datos acá, acá y acá.

martes, 25 de mayo de 2010

Bicentenario

Mensaje a mis hijos y a sus compañeros de colegio durante el acto del Bicentenario:

Hola. Me han pedido que les hable. Me han dado el privilegio de hablarles por el Bicentenario del llamado "Primer Gobierno Patrio".

200 años. Es mucho. Muchísimo. Y, al mismo tiempo, es muy poco para una Nación. Apenas un suspiro. Pero más relevante que eso, es la pregunta que sigue: ¿Es algo para festejar? ¿Tenemos motivos para que celebremos, mirando más allá del fin de semana largo que está por comenzar? Sí, pese a mucho que podemos recordar, creo que sí.

Para eso, sin embargo, tenemos que pensar qué es la Argentina. ¿Somos nosotros? ¿Es nuestra casa? ¿Es sólo el seleccionado de fútbol? ¿Es el colegio? ¿Nuestro territorio? ¿Nuestros impuestos?

¿Qué nos hace diferentes, si es que lo somos? ¿Qué nos distingue de Uruguay, por ejemplo, que allá por 1810 era parte del Virreynato? ¿Qué nos hace "argentinos"?

Argentina es lo que hacemos (y dejamos de hacer) cada día. Es lo que aportamos o restamos al bien común en cada oportunidad que se nos presenta para sumar o restar.

Argentina es cumplir con las reglas que nos fija el profesor. Es estudiar y no copiarse. Es hacer los deberes –y hacerlos lo mejor posible- en vez de dejarlos para mañana. Es saber decir que sí y, muchísimas veces más, animarse a decir que no. Es decir por favor y gracias.

Argentina es levantarse cada mañana y, aunque las tentaciones sean enormes, avanzar un paso más, aprender algo nuevo.

Cada día es posible, chicos.

Cada uno de ustedes puede mejorar este país cada día.

No es fácil. Es difícil. Todos hacemos macanas todos los días. No estudiamos, o no trabajamos todo lo que deberíamos. Pero es posible. Se trata de ser buenos estudiantes, buenos amigos, buenos compañeros. Buenas personas.

Estamos por cumplir 200 años y algunos verán el vaso argentino medio lleno, mientras otros observarán el vaso medio vacío. Pero ustedes, chicos, deben saber que este país es posible. Que podemos mejorar. Que este país es maravilloso. Que acá, con esfuerzo, podrán ser felices.

Todos los países tienen sus virtudes y defectos. Todos. El nuestro también. Tuvo sus manchas y pesadillas, de las que ya les contaremos. Pero también gozó y goza de grandes maestros y maestras, como San Martín, Belgrano, Moreno, Alberdi, Juana Manso, Sarmiento, Quinquela Martín, Urquiza, Mitre, Favaloro y tantos más.

Todos ellos, nuestros héroes, nuestros referentes, fueron y son como nosotros. No crean que ellos fueron santos o perfectos. No. Tenían sus defectos, sus problemas. Nadie es perfecto. Pero a ellos los recordamos y los queremos porque siendo como nosotros, protagonizaron gestas, obras de arte, y son modelos a admirar e imitar. Y ellos, como nosotros, necesitaron de otros y, en especial, de la ayuda de Dios.

Cierro con apenas un mensaje: este país será único e irrepetible si ustedes quieren que lo sea. Si ustedes lo aman y lo eligen cada día. Cumple 200 años, pero crecerá tanto como ustedes quieran que crezca. Crezcan con él. Ayúdenlo a crecer.

lunes, 24 de mayo de 2010

Mrs Danger

Hubo un tiempo (¡y qué tiempo!) en que el presidente venezolano Hugo Chávez calificaba a su par estadounidense George W. Bush como "Mr. Danger". ¿Recuerdan?

Ahora, al parecer, Chávez ampliará esa definición para exponer a su equivalente femenino en el temido y denostado imperio yanki. Y esa mujer no es otra que la jueza federal Joan Lenard.

"No les extrañe que lo saquen mañana, que es Chávez el que está lavando dólares o que es (el ministro de Planificación y Finanzas, Jorge) Giordani, o el (vicepresidente) Elías Jaua o (el presidente del Banco Central de Venezuela) Nelson Merentes, y por tanto la jueza Lenard ordena su captura", denunció el líder bolivariano.

Pero, ¿quién es Lenard?


Lenard es la jueza federal estadounidense con competencia en el sur de la Florida (Miami) que durante los últimos años juzgó a los cinco cubanos acusados de actuar como espías en Estados Unidos y, durante 2008, llevó adelante el juicio contra Franklin Durán por el capítulo gringo del "caso de la valija".

Por eso, la mera presencia de la jueza Lenard resulta irritante para el mandatario bolivariano. "No les extrañe, repito, que aquí vuelvan ellos [por las autoridades estadounidenses] pues a utilizar mecanismos como los que usaron cuando acusaron de aquel dinero que un señor quiso meter en Argentina [por Antonini Wilson], y después acusaron a funcionarios venezolanos de estar conspirando allí en Estados Unidos", anticipó.

¿Y a qué viene todo esto? Al arresto de 15 personas (14 de ellos, venezolanos) en el sur de Florida, Nueva York y Puerto, mientras otra persona sigue prófuga. Todos, acusados de lavar dinero del narcotráfico por medio del mercado cambiario paralelo de Venezuela (el mismo circuito que el embajador Eduardo Sadous denunció en su cable que se utilizó para "desaparecer" 13 millones de dólares del fideicomiso bilateral).

pd: datos acá y acá.

viernes, 21 de mayo de 2010

El trío maravilla

El ex embajador argentino en Caracas (el formal), Eduardo Sadous, volvió a Tribunales. Ratificó todo lo dicho antes (es decir, detalles sobre sobornos, intermediarios, empresarios afectados y otras cosillas). Y fue más lejos.

Primero, reiteró que el (en teoría) contralor de los peajes argentinos, Claudio Uberti, se movía muy, muy lejos de las rutas argentinas y muy, muy cerca de los negocios con Venezuela. Más aún, que actuaba como embajador argentino (el comercial) en Caracas. Es decir, que fagocitaba parte (mucho) de su trabajo.

Sadous, el embajador que decidió contar lo que sabe

Segundo, detalló que la secretaria de Uberti, la polifuncional Victoria Bereziuk, era mucho más que una secretaria. Al punto, por ejemplo, de tomar decisiones sobre la agenda bilateral sin siquiera consultar con sus superiores.

Tercero, sumó a José María "el Vasco" Olazagasti, el entonces (y actual) secretario privado del ministro de Planficación Federal, Julio de Vido, a la avanzada argentina "paralela" en Venezuela. Con funciones que, como si hiciera falta aclarar, excedían por mucho las de un porta-agenda de un ministro.

En suma, una suerte de "tres mosqueteros". Pero en Venezuela, en vez de en Francia. Y en lugar de defender al Rey, actuando en nombre de... ¿de quién?

pd1: Olazagasti es quien destrabó el ingreso de Guido Alejandro Antonini Wilson a la Casa Rosada, tras una llamada de Bereziuk, según cuentan fuentes argentinas y venezolanas

pd2: más datos, acá.

jueves, 20 de mayo de 2010

Ahora, la valija es sssshilena

El laureado Centro de Investigación e Información Periodística (CIPER) chileno dedicó espacio al "escándalo de la valija" y, en particular, al libro que a esta altura acumula tantas millas de viajero como el funcionario argentino Claudio Uberti y el empresario venezolano Guido Alejandro Antonini Wilson.

El CIPER, para evitar presunciones erróneas, es un centro independiente y sin fines de lucro que utiliza las leyes de acceso a la información para investigar, bajo la batuta de Mónica González y la edición de Francisca Skoknic. Y lo hace muy bien. Ya cosechó premios y generó mucho más que ruido con varios proyectos.

Y en cuanto al maletinazo...


Y dice: "La acuciosa investigación está plasmada en los miles de detalles que contiene este libro, desde sabrosas anécdotas a datos con implicancias en la alta política argentina y venezolana. Porque pese a la publicación de este libro (Editorial Planeta, 2009), el Valijagate sigue abierto y últimamente ha golpeado con fuerza al kirchnerismo".

pd: el link al capítulo "valijeril" del CIPER, acá.

miércoles, 19 de mayo de 2010

Kauffmann, libre

Carlos Kauffmann, el principal testigo de la Fiscalía en Miami, recuperó su libertad plena.

Preso desde el 11 de diciembre de 2007 y hasta el 12 de enero de 2009 por el "escándalo de la valija" que tuvo (y tiene) a Guido Alejandro Antonini Wilson y a Claudio Uberti como protagonistas estelares, la jueza federal estadounidense Joan Lenard accedió a su pedido y levantó la orden de "libertad vigilada" a la que estaba sometido desde entonces.

Lenard autorizó esa orden, según consta en el expediente, "por la conducta del condenado" y porque, según aclaró, va en línea con los "intereses de la Justicia".


Para lograrlo, Kauffmann había presentado un escrito de 11 carillas con varios detalles duros sobre una de sus hijas que, por cuestiones éticas, no detallaré. Si alguien quiere ahondar en eso, que lo haga, pero no lo busquen acá.

Lo relevante es que, a diferencia de tantos otros, Kauffmann fue claro al pedir el favor de la jueza Lenard: "El condenado es plenamente consciente de que su juzgamiento criminal ha complicado su vida y que él es el único responsable por el estado de incertidumbre con la que vive".

Ahora, dijo, quiere empezar "una nueva vida". Y dado que su vida y la de su familia estarían en riesgo si retornan a Venezuela, intentará quedarse en Estados Unidos. Si no, cuentan sus allegados, rumbeará para Europa.

Textual: "Por obvias razones, no puede retornar a su casa en Venezuela. Se ha convertido en enemigo del dictador más poderoso del Hemisferio Sur, como así también de sus legiones y secuaces". Más claro, agua.

pd1: el que sigue preso es el socio y compadre de Kauffmann, Franklin Duran.

pd2: no aporto un link al escrito porque es necesario contar con una clave para acceder al expediente. Y dado que incluye datos privados sobre una de sus hijas menores, como planteé antes, me niego a colgarlo en este blog. Lo dicho, pa' mí, es suficiente.

lunes, 17 de mayo de 2010

Draletti, el doctor omnipresente

Primero fue por la radio. Y, mucho antes, mediante un comunicado de prensa. Ambas veces, para defender los intereses de Venezuela.

Se trata del abogado Guillermo Draletti, cuyo nombre aparece una y otra vez cuando se trata de negocios (y problemas) entre la Argentina y el gobierno bolivariano de Hugo Chávez.

Dueño de la firma Interpampas, las irrupciones de Draletti incluyen:



- negocios de exportación de ganado a Venezuela;

- primera defensa de Antonini tras el escándalo (a pedido de los venezolanos, sin que Antonini lo supiera);

- difusión de un comunicado de prensa, como supuesto abogado defensor de Antonini en el que expuso todo en contra de los intereses del acusado;

- salida al aire durante el programa radial de Víctor Hugo Morales (por iniciativa propia, sin que la producción de la radio lo buscara, negando coimas de las que nadie lo acusó y en el que anduvo lejos de explicitar toda la verdad);

- declaración testimonial ante la Justicia de un productor que lo pegoteó con los problemas que padeció para exportar, hasta que quedó fuera del negocio.

Solo, solito, el dueño de Interpampas se metió en el baile. Porque negocios son negocios. Y con Venezuela implica mucho, muchísimo dinero. Pero como en todo baile, ahora el Dr. Draletti se fastidia porque tiene que bailar.

pd: más datos, acá y acá.

viernes, 14 de mayo de 2010

Barco salvador

"Me dijo que el dinero no era de él".

La frase la lanzó el abogado y empresario venezolano Norberto Barcos, al rememorar ante la Justicia argentina las primeras horas que siguieron al decomiso de la valija con US$ 790.550, cuando el escándalo hemisférico todavía no había estallado (faltaban 48 horas), y Guido Alejandro Antonini Wilson le envió un mensaje de texto con un pedido desesperado para verlo.

Amigos desde la infancia, Barcos fue el primero que escuchó la versión completa de Antonini sobre el viaje, el maletinazo y la redacción del acta. Y convalidó así el testimonio anterior de un agente de la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA), Marcelo Veloz, que declaró ante la Justicia que escuchó exclamar al "gordo", en pleno Aeroparque, que la valija no era suya, aún cuando el acta de decomiso expuso lo contrario.


Si las paredes de este hotel pudieran hablar. Allí se encontraron Antonini y Barcos.

Ese primer encuentro entre Antonini y Barcos ocurrió el sábado 4 de agosto de 2007, en el Sofitel de Buenos Aires. Y volvieron a verse el lunes 6, poco antes de las 18, otra vez en el hotel. Barcos le planteó que si se trataba de una infracción aduanera podía ir a recoger la mitad del dinero. Pero eso, claro, implicaba asumir el dinero como propio de manera definitiva.

Antonini se negó. Si la plata no era suya, argumentó, no la iba a retirar. Minutos después, el encuentro entre ambos terminó porque un chofer vino a buscar al supuesto “valijero”. Poco después, Antonini ingresó a la Casa Rosada para asistir a un acto oficial que protagonizaron los presidentes Néstor Kirchner y Hugo Chávez.


Ante el juez en lo Penal Económico Daniel Petrone, la fiscal María Luz Rivas Diez y Diego Pirota, abogado defensor del entonces funcionario Claudio Uberti, Barcos reconoció otro dato singular que salió a la luz durante el juicio que se celebró en la Corte Federal en Miami: que el entonces socio, amigo y compadre de Antonini, Franklin Durán (preso ahora en Estados Unidos por actuar como agente encubierto de Venezuela), le pidió el nombre y teléfono del abogado argentino que asumiría la defensa del "valijero".

pd: más datos, acá y acá.

jueves, 13 de mayo de 2010

Vuela, vuela

Aunque dejó el Gobierno, el “señor de los peajes” y embajador comercial de la Argentina para Venezuela (paralelo, que no oficial), Claudio Uberti, mantiene su rutina de viajes. Acumuló 16 salidas del país desde agosto de 2007, cuando debió renunciar a la función pública. Sus destinos recurrentes durante el siguiente año y medio fueron Bolivia, Brasil, Ecuador, Chile y España.

Algo notable, suele ir y volver en el día. Algunos duran unas pocas horas. Y la pregunta surge con naturalidad: ¿Para qué son esos viajes relámpago de Uberti?

Los mosqueteros, al lanzarse el fideicomiso. Junto al intendente de Campana, el presidente de la CAFMA, Jorge Médica; secretario de Agricultura, Javier de Urquiza (segunda fila); ministro Julio de Vido; director del INTA, Carlos Cheppi (ídem); y Uberti

De acuerdo con los registros de la AFIP, Uberti aporta como trabajador autónomo, en la categoría 3. O sea, cobra más de $ 25.000 por mes. En 2008, adujo que era "asesor" de una "constructora". Pero nunca quiso revelar el nombre de la compañía que lo había contratado. Algo que tampoco detalla en Migraciones.

Eso sí, aunque mantiene sus hábitos voladores, Uberti sí cambió de domicilio. Abandonó el departamento que habitaba en la coqueta Avenida Libertador. También dejó atrás el country Fátima que frecuentaba, incómodo con las protestas (léase “huevazos”) de los vecinos.

Su último domicilio conocido es, ahora, en la calle Arcos 1254, piso 5, en el corazón del barrio porteño de Belgrano. Con un departamento por piso, ofrece comodidades exclusivas. Cada piso está valuado en cerca de 400.000 dólares. Una cifra algo elevada para alguien que nunca descolló en el sector privado y pasó años en la función pública, con magros salarios.

pd: para más datos, acá y acá.

miércoles, 12 de mayo de 2010

He parido - II

Bueno, después de tantos dimes y diretes; idas, vueltas y volteretas, negociaciones, cláusulas, editoriales, proyectos, contratos, y demás yerbas legales (que no de otro tipo, ¿eh?), estamos en condiciones de confirmar que...

EL LIBRO "LOS SECRETOS DE LA VALIJA" SE VENDE YA EN VENEZUELA.




Lo publicó la editorial Los Libros de El Nacional, es decir, la editorial del diario que, como cabe suponer, se llama El Nacional.

Así que, pues, amigos venezolanos, ya no tendrán que pedírselo a algún amigo, fotocopiarlo o piratearlo por allí para leerlo. O dicho de otro modo, que lo disfruten.

pd1: antes que pregunten, síp. Ahora parece que viajaré a Venezuela para promocionarlo. Y, como siempre, habrá más novedades para este boletín...

pd2: aclaro: la imagen muestra en el ángulo inferior derecho el anuncio de la edición del libro, cuya tapa no publico porque... ¡todavía no la tengo!

martes, 11 de mayo de 2010

Una imagen vale...

Portada del diario venezolano Tal Cual que dirige Teodoro Petkoff.



Creo que con semejante imagen alcanza y sobra, pero por las dudas, transcribo uno de los párrafos del editorial:

"Sin hablar de lo que significa colocar al frente de Unasur a un político tan mañoso y tan sectario como K (por el ex presidente Néstor Kirchner), especialista en toda clase de martingalas y triquiñuelas, vinculado a algunas de las peores causas del continente. Unasur dio un paso hacia el suicidio. Ahora, se les advierte a los presidentes que deben estar muy atentos en las reuniones del organismo. Si se descuidan Kirchner les roba hasta las billeteras".

pd1: no se me ocurre ningún medio argentino que pudiera publicar algo así, ni siquiera Página 12 en su etapa dorada contra el presidente Carlos Saúl Menem.

pd2: el texto completo, que no encuentro en la edición online del diario, acá.

lunes, 10 de mayo de 2010

¿Qué tendrá esa Rosada?

Poder.

Eso es lo que atrae de la Casa Rosada.

Codearse con el poder. Salir y contarle a los amigos, la familia, que estuviste en "la Rosada", así, por su apodo, como si fueras íntimo.

Codearse con los poderosos. Los de turno (políticos) o los permanentes (empresarios). Los que mueven dinero. Montañas de dólares y euros. O mueven influencias. Que en estos tiempos que corren, es lo mismo que decir negocios y dinero. Dólares y euros.

Poder. Lobby. Influencia. Dinero. Negocios.

Salón Blanco de la Casa Rosada, durante el acto al que asistió Antonini Wilson y, ahora se sabe, también Rodríguez y Carrasquero

Quizá eso explique por qué dos de los empresarios sospechados de intermediar en el pago de coimas en los negocios bilaterales entre la Argentina y Venezuela, Francisco Carrasquero (por Palmat) y José Ernesto "Pepe" Rodríguez (por Madero Trading), asistieron al acto del 6 de agosto de 2007 en la Casa de Gobierno.

Dato llamativo: Rodríguez ingresó, pero como miembro de la Cámara Argentina de Fabricantes de Maquinarias Agrícolas (CAFMA), cuando en realidad era su intermediario en los negocios con Venezuela y la entidad niega que haya sido jamás socio. ¿Por qué?

Maldito acto, pensarán hoy los Kirchner. Porque junto a ellos estaba el presidente venezolano Hugo Chávez, además del ministro Julio de Vido, su colaborador Claudio Uberti y su secretaria Victoria Bereziuk. Pero también uno de los nombres más malditos para el círculo K: Guido Alejandro Antonini Wilson.

Así, con sólo contar, en base a un documento oficial de la propia Presidencia, que Carrasquero, Rodríguez y Antonini causa escozor en la Quinta de Olivos. Otro centro del poder, aunque más solapado, más secreto y, por tanto, para mí, más atractivo.

pd1: más datos sobre la presencia de los tres en "la Rosada", acá.

pd2: tengo el documento oficial y trataré de subirlo más tarde. ¡Sólo me falta aprender cómo porque incluso tengo un scanner!

domingo, 9 de mayo de 2010

Cobos, teléfono

A Julio Cobos empieza a preocuparle la investigación por las supuestas coimas en el intercambio comercial con Venezuela. Mencionado en la investigación del caso (por quien este blog escribe, el jueves, en base a un papel oficial del Defensor del Pueblo de la Nación), el actual vicepresidente ordenó entre sus asesores que recaben argumentos para responder las posibles acusaciones.


"A nadie le gusta que lo involucren en un tema así", planteó Cobos. Esta semana, buena parte de sus colaboradores repartieron instrucciones para evitar que el vicepresidente quedara salpicado con las denuncias.

El problema es que fue Cobos quien recibió a los empresarios y lobbistas sospechados de intermediar en las supuestas coimas que dominaron la relación comercial entre la Argentina y Venezuela. Los recibió en Mendoza, cuando era gobernador y comenzaba a sonar como candidato a vicepresidente con Cristina Fernández de Kirchner.

La primera reacción provino de la oposición, mientras el Gobierno se complace de no enchastrarse solo. Uno de los alfiles de Elisa Carrió, el diputado Juan Carlos Morán, le apuntó al vice: "Está mencionado como contacto de Giménez, se sabe de sus reuniones con Rangel [gobernador del Estado Bolívar, en Venezuela] y de su relación con Uberti. Alguna explicación debería dar". Y agregó: "Fue vice de un poder corrupto. No se puede lavar las manos".

pd: más información, acá y acá.

sábado, 8 de mayo de 2010

Confusión general

Como diría uno de los grandes capocómicos argentinos, aliento la confusión general.

Sólo así se explica que mi blog haya sido postulado, al parecer, para participar en el premio "Top Blog" que se encuentra en Brasil.


El pequeño detalle es que en ese certamen sólo pueden participar los blogs brasileños, escritos dentro del territorio brasileño. Así que le agradezco MUCHÍSIMO a quien me lanzó a esa aventura (salvo que el confundido sea yo y haya tomado como válido un phishing email) , pero salvo que logre confundir también a los muchachos de la verdeamarelha, seré descalificado.

De todos modos, ¡muito obrigado!

viernes, 7 de mayo de 2010

¿Y quien pagó ese avión?

Parece una broma, pero no lo es. Más de 1000 días después de que Claudio Uberti, Guido Alejandro Antonini Wilson y la valija con US$ 800.000 aterrizaron en Buenos Aires, aún no se sabe quién pagó el ya legendario vuelo.



Hasta ahora, la petrolera fantasma estatal Enarsa se adjudicó el pago. Pero, según reveló Luciana G en Clarín, sigue sin aportar la factura por la renta del avión de Royal Class, ni respondió cuánto desembolsó por el Citation X que voló a Caracas el 2 de agosto de 2007 y retornó a Buenos Aires en la madrugada del 4.


Y eso, a pesar de las consultas de la Justicia al Ministerio de Planificación Federal (donde trabajaban Claudio Uberti y Victoria Bereziuk) y a Enarsa, cuyo presidente Exequiel Espinosa también voló en aquel avión (aunque tampoco está claro si Espinosa trabajaba para Enarsa o para el zar del juego y del petróleo kirchnerista, Cristóbal López, tal como consta en los registros oficiales de la Anses).


pd1: una pista para los investigadores judiciales: parte del vuelo la pagó el Gobierno argentino, pero cerca de US$ 20.000 para aterrizar en Caracas lo terminaron desembolsando los funcionarios venezolanos por la típica desorganización argentina...


pd2: para más datos, acá.

jueves, 6 de mayo de 2010

"Una operación política"

Traje azul, infaltable corbata colorada y la defensa de siempre para el presidente Hugo Chávez: "operación política" + "imperio yanqui".

"Como dijo el ministro Julio de Vido: es una operación política", retrucó ante la consulta de la prensa argentina durante su visita a Buenos Aires. Y, aunque dijo que el escándalo sobre el presunto pago y cobro de coimas en el comercio bilateral se trata de un "asunto interno", el líder bolivariano opinó igual. Señaló a "sectores de la vida política y económica argentina y venezolana, que tienen periódicos, televisoras, radios", como los promotores de un intento por "manchar" los vínculos entre ambos países.

Es decir, otra vez la prensa en el banquillo de los acusados.


"Es una operación política, y no es la primera. Van varias que tratan de enturbiar, de manchar unas relaciones", argumentó. Y luego de replicar que no tenía por qué hablar sobre el escándalo con Cristina Fernández de Kirchner, volvió a la carga con un clásico de su obsesión: Guido Alejandro Antonini Wilson, el mismo al cual hace tiempo ya definió como "traidor".

"Estos temas vienen alienados por las batallas políticas internas, como el famoso caso aquel de la valija aquella, ¿eh?", recordó. "Tratan de mancharnos, pero nosotros estamos aquí porque amamos esta tierra. El imperio yanqui no quiere que nosotros nos unamos. La ecuación es muy sencilla y antigua: divide y reinarás".

Es decir, que según Chávez: a) Ya ido Bush, ahora es Barack Obama quien quiere fastidiar la unión de los pueblos de América del Sur; o b) Obama es un tonto y las decisiones del Imperio pasan por otro lado...

miércoles, 5 de mayo de 2010

Pescarmona, el conocedor

A mediados de 2007, el empresario argentino Enrique Pescarmona quería replantear su despliegue comercial en Venezuela. Quería potenciar sus vínculos con el gobierno de Hugo Chávez y, en particular, la madre lechera de todos los negocios bolivariano: la petrolera estatal PDVSA. Por eso se reunió con Guido Alejandro Antonini Wilson, en Buenos Aires, horas antes de que el supuesto valijero ingresara en la Casa Rosada estallara el escándalo.

Pescarmona y Cristina Fernández de Kirchner, en tiempos más gratos para ambos

Pescarmona conocía bien al otro protagonista del "valijagate", el "embajador" comercial de la Argentina para Venezuela, Claudio Uberti, según cuentan fuentes oficiales y empresariales de ambos países. Tanto, que el empresario lo invitó a recorrer sus instalaciones de Industrias Metalúrgicas (Impsa) en Mendoza para conocer mejor sus proyectos.

Lo notable es que Pescarmona también conoció, y muy bien, a otro protagonista del nuevo capítulo judicial de la relación bilateral. El representante para la Argentina del Banco Guayana, José Ernesto "Pepe" Rodríguez, un ingeniero que trabajó durante décadas para Impsa. Todos ellos juntos -Pescarmona, Uberti y Rodríguez- disfrutaron hasta la celebración de la Fiesta de la Vendimia, según recuerdan viejos conocidos de los tres.

Resumo: creo que resultaría MUY interesante escuchar a Pescamona. Sea como periodista... O como juez o fiscal...

martes, 4 de mayo de 2010

Todos fabuladores

Yo señor; no señor. Son todas mentiras; son todos fabuladores; es una conspiración en mi contra.

Claudio Uberti, sospechado de haber protagonizado el cobro y/o reparto de coimas en los negocios bilaterales con Venezuela, presentó un escrito ante el juez federal Julián Ercolini en el que desmintió todas las imputaciones argüidas en su contra. Más aún, pasó al ataque y acusó al ex embajador argentino en Caracas, Eduardo Sadous, de fabulador.

Los polos opuestos se atraen. Néstor Kirchner y Claudio Uberti en un acto en la Casa Rosada

En su escrito de 16 páginas, Uberti justificó todos sus viajes oficiales a Venezuela desde 2004 y afirmó que Sadous declaró en los tribunales sobre las supuestas coimas "con clara intención de engañar, de mentir y de calumniar".

Su abogado defensor, Diego Pirota, reclamó además que se cite a declarar a todos los empresarios que hicieron negocios con Venezuela tras el convenio firmado en la llamada "Ronda de Margarita", para saber si fueron instados a pagar sobornos para concretar esas operaciones.

Porque, claro está, es previsible que los empresarios que saben de aquellos pagos (si existieron) ahora lo cuenten (sin temor a sufrir represalias). Y aquellos que pagaron aquellas coimas (insisto, si existieron), es previsible que ahora decidan inmolarse y autoincriminarse, imbuidos del renovado aire patriótico que flota en la Argentina del Bicentenario.

A todo esto, ¿cómo se gestó este despelote 2.0 del desmadre mayor Arg-Venez? Pues el juez Ercolini había empezado a estudiar el capítulo sobre los "Fideicomisos a Venezuela" y por eso citó al ex embajador Sadous, que afirmó que empresarios que querían hacer negocios con Venezuela en el inicio del kirchnerismo le dijeron que tenían que pagar entre 15 y 20 por ciento en retornos a funcionarios del Ministerio de Planificación Federal.

lunes, 3 de mayo de 2010

El señor de los peajes

"Uberti había montado una oficina en Caracas para cobrar el peaje". Quien lo afirma no es otro más que Guido Alejandro Antonini Wilson, al romper su silencio, otra vez, desde Miami.

El empresario que ingresó a la historia como "el hombre de la maleta" sostiene que el entonces "señor de los peajes" (por su función al frente del Occovi) dominaba los "peajes" en todos los sentidos. Incluido el 15% de unos cuantos negocios/negociados.


"Para cierta gente de PDVSA eso tenía que acabarse. Un alto directivo de PDVSA que cumplió funciones en Argentina me dijo en su momento que a él lo sacaron del puesto por tratar de acabar con los peajes y que el presidente argentino pidió su cabeza. La misma persona me comentó que seguridad de PDVSA tenía grabaciones entre Uberti y Rafael Ramírez (presidente de PDVSA y ministro de Energía venezolano) donde se entendía la relación entre ambos".

pd: más información, acá y acá.